DOBLETE MACROFESTIVALERO: NOS ALIVE & RESURRECTION FEST (II)

COMPARTE


SÁBADO 14 RESURRECTION FEST (Viveiro)
Pues de nuevo en ruta. Esta vez el bolo caía más cerca. Salida a las 15:00 Road to Viveiro.
Dos de nuestros acompañantes habían estado en esa wellcome party del miércoles y comentaban que muy bien Ministry y Biafra, y pequeña decepción con esa superbanda de nombre Powerflo. Una pena habérmelo perdido, pero a todo NO siempre se puede.

Lo primero que me llamó la atención al llegar a Viveiro eran las nulas caravanas para entrar en la población. En pasadas ediciones las colas eran numerosas y desde la entrada del pueblo hasta el recinto llevaba un rato largo. Este año la cosa fue de lo más holgada, incluso a la hora de aparcar no hubo apenas problema.

Eran las 16:30 (más o menos) cuando entrabamos en el recinto, sin colas , sin aglomeraciones, sin incomodidades y con poco público… Quizás sería por la hora temprana y el último día del festival, la gente descansando y uno de los reclamos de ese día no llegaba hasta las 20:00.


Aunque yo también se lo achaco a la brutal competencia que este año fue el Download, que ya el pasado año también tuvo que ver en la configuración del cartel. El festival madrileño volvió a hacer daño a la selección de cabezas de cartel del Resu (de hecho yo contaba con Avenged Sevenfold, Parkway Drive, Judas Priest u Ozzy en Viveiro) y eso SÍ pasaba factura.
Para muchos no era un cartel a la altura…pero el Resu es el Resu y aguanta perfectamente los envites y las brutales campañas de acoso y derribo por parte de otras promotoras.

Nuestra primera parada fue el Desert Stage. Los catalanes ÁNTEROS (era una de mis recomendaciones para este Resu). Esa bestial mezcla de post, prog y hardcore con voces chillonas y torturadas al estilo Viva Belgrado (por ejemplo). No decepcionaron. Brutales. Insisto en recomendaros su álbum “Cuerpos Celestes”, una maravilla.


Tras ellos nos fuimos a echar un ojo al recinto, viendo alguna que otra novedad. No se veía sangre de ciervo alemán, lo habían sustituido por otro brebaje de nombre atronador, cambio de dinero por twentis???, precios similares a los del pasado año y echar un vistazo a la zona de prensa y zona Pandemonium. Descargaban TREMONTI en el escenario principal, con un sonido demasiado embarullado para mi gusto.

Regresamos al Desert, pasando por el CHAOS STAGE donde descargaban los míticos SUGUS, punk rock de toda la vida. Incombustibles y contentos de estar en el Resu.


Ya en el Desert Stage turno para los catalanes MALAMMAR, de los que ya habíamos disfrutado en la pasada edición del MAREIRA FEST. Y qué decir??? Tres salvajes descargando ese sludge sucio, pantanoso y contundente.


Tocaba el turno de un conocido en el festival, el loco de FRANK CARTER. Creo que es la cuarta vez que visitaba el Resu, un par de ellas con su ex banda GALLOWS. Querido por el público y una auténtica bestia en escena. Acompañado de una banda jovencísima, al primer tema, nuestro tatuado colega, ya estaba de pie en la manos del público, y por si eso fuera poco, llega a hacer el pino encima de gente…vaya salvaje.


Su música no tiene mucho que ver con el hardcore, más bien un rock asalvajado que sin ser una cosa de otro mundo si es resultón para el despliegue de esta bestia escénica. Primeros circle pits y crowdsurfing del día calentando motores para la mejor actuación del día, y según muchos, de todo el festival, me refiero a los Prophets Of Rage.


Además de los KISS, los Prophets Of Rage eran mi reclamo para la elección del sábado como día de asistencia al RESURRECTION. Y la verdad, junto al bolo de NIN el pasado jueves en Lisboa, conforman desde ya, parte de mi ranking de bolos del 2018.
A ver , seamos sinceros: no está Zack de La Rocha pero es que acaso Chuck D y B-Real no son la hostia??!!! y qué decir de Morello, Brad y Tim??? Una maquinaria perfectamente engrasada, un engranaje perfecto, un sonido espectacular (el MEJOR de ese sábado) y un repertorio que puso patas arriba el recinto y acalló muchas bocas. Vaya salvajada !!!!
Quién se puede resistir a un repertorio en el que están Killing In The Name, Testify, Fight The Power, How I Could Just Kill a Man, Bullet In The Head, Jump Around… una puta fiesta, orgásmico !!!!
Y de remate sale, de nuevo, el animal de Frank Carter a cantar con ellos Killing In The Name con un moshing brutal !!!!


Tom Morello es de otro mundo, la perfección, la actitud, la comunicación, el activismo, con esa proclama de FUCK TRUMP, esa manera de tocar la guitarra que te deja embobado, todo un alarde de trucos y técnicas que han marcado un antes y un después en la forma de tocar las seis cuerdas.
VAYA BOLO !!!!!


Serían los KISS capaces de superar esto???
Momentos de relax, de saludos y reencuentros y de visitas a la barra. Me comentaban que Scorpions la habían montado, todo un éxito. Uno de los gerentes de la sala Forum Celticum me comentaba que había alucinado con The Wizards. Lo de Stone Sour eran comentarios para todos los gustos, algunos decían que había sido un chiste y otros que había sido brutal, en fin…una buena forma de pasar el rato a la espera del Circo del RNR.
Y llegaba el turno de KISS, y eso se notaba en la masiva afluencia de público…había ganas de ver a los americanos. Gente de todas las edades a la espera de Simmons y Stanley.
Y qué decir de su bolo??? Pues una sensación agridulce. Nunca había visto a los KISS, era mi primera vez. Era una de las pocas bandas míticas que me faltaban por ver y la verdad tenía muchas ganas. La primera vez que los había escuchado fue con el Creatures Of The Night, tenía 12 años y todo gracias a un primo mayor fanático de los americanos.
Sin ser una de mis bandas favoritas, siempre han estado ahí, uno de mis placeres ocultos e indudablemente unas leyendas.
Lo que estaba claro es que iba a ser un auténtico espectáculo, un gran circo. Un despliegue escénico brutal, pantallas por doquier, fuegos, humo, petardazos, confetti… Muchos de los clichés que tantas veces había leído y visto en fotos estaban allí: el vuelo del dios del trueno, Gene Simmons vomitando sangre en ese solo de bajo con forma de hacha, Simmons (otra vez) escupiendo fuego , Stanley en tirolina al centro del recinto, imágenes de antiguas formaciones; dos auténticos profesionales como son Tommy Thayer (flipante su voz a lo Ace Frehley )y Eric Singer, que sacaban perfectamente de apuros a Paul Stanley, y un final apoteósico con Cold Gin, Detroit Rock City y RNR All Nite.


Pero… todo esto sin la voz de Paul Stanley. SÍ, Stanley no tenía voz, no llegaba por asomo a cantar auténticos hits como I Was Made For Lovin´You.
Una decepción que fue tapada por la solvencia de un Gene Simmons apoteósico y un Tommy Thayer excelso y profesional.
Por supuesto no fue un mal concierto, vimos lo que esperábamos: un circo, un espectáculo, escuchar por los ojos…pero mi chasco con Paul me dejó una sensación agridulce. Habrá gente que opine lo contrario pero esta es mi crónica.


Tras el circo llegó el desbarre punkcore de THE BRONX, que por suerte un cambio de horarios evitó el solape con los KISS. Dándolo todo en escena, máquinas de matar y un repertorio non stop que no dejaba momento al descanso.

Una pena perdernos a otras leyendas como eran EXODUS, pero había que regresar a Coruña y las horas de descanso desde el jueves no habían sido muchas y al día siguiente había prueba de sonido a las 12:00 de la mañana y bolo a las 17:00.

En resumen: todo un marathon que estuvo a punto de concluir de manera apoteósica el domingo 15 con el bolo de los MAC N RONES, pero que el clima gallego obligó a suspender a última hora… pero como se dice en estos casos QUÉ ME QUITEN LO BAILADO!!!!

Una gran experiencia con la satisfacción de haber asistido a dos de mis bolos de 2018: NINE INCH NAILS y PROPHETS OF RAGE.
Viva la música en directo….y todavía queda mucho verano por delante.

FOTOS: Resurrection oficial, y las malas de un servidor (jajajajajajaj)


COMPARTE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *