ENTREVISTA: DELPHOS

COMPARTE

Por medio de nuestros amigos de LA FAMILIA REVOLUCIÓN nos llegaba la música de DELPHOS. Una banda de Madrid, que os presentaba hace unas semanas, en la que los muros de guitarras y las voces desgarradas e hirientes muestran dolor, crispación, desesperación… la banda sonora perfecta para esta pandemia sanitaria y social.

Restos y Negativo preceden a la edición de “LA ESPERA“, su segundo largo, que verá la luz el 18 de Marzo co-editado por los sellos: La Familia Revolución, Violence In The Veins, Gato Encerrado Records, Bandera Records y Frontal Distribución.

Hemos tenido la oportunidad de entrevistarlos con motivo del inminente lanzamiento de “La Espera” y nos hablan del disco, pandemia, salas, público, sobrevivir, escenas… Más allá del pesimismo siempre nos quedará ese halo de luz que entra por una ventana entreabierta.

  • Comenzamos hablando del disco, por qué el título “La Espera”?? Veo tonos grises y oscuros tanto en artwork como en ambos videos de adelanto. Esa ventana entreabierta (de la portada) contrasta un poco con esos tonos… es un disco pesimista, un despertar de este mal sueño, un disco que muestra esperanza…?

Las letras del disco estaban acabadas antes de que llegara la COVID a nuestras vidas y desconfigurara todo. “La espera” no hace referencia a este periodo que estamos viviendo sino, todo lo contrario, al que habitábamos a inicios de 2020. Un mundo hiper-globalizado y en el que era imposible estar tranquilo. Dentro de esa configuración, quisimos buscar cuál era el espacio al que recurrir para reflexionar sobre nuestro futuro, nuestras preocupaciones y, en general, el discurrir de nuestra vida. Ahí apareció “La espera”, más que como un sitio concreto, como un concepto que tenía que permear a todo este proceso de replanteamiento.

Con el artwork quisimos transmitir esto que acabamos de contar. Para ello estuvimos mirando una gran selección de fotos de Fernando Suárez. Le contamos un poco cuál era el concepto y al poco de buscar vimos claro que esa tenía que ser la portada y que Rodrigo Almanegra era la persona idónea para hacer el montaje. Hemos quedado muy contentos con el resultado artístico.

Y, sí, por desgracia, es un disco pesimista.

  • Hay cambios sustanciales respecto a “Tras La Marea”. Esos cambios estilísticos vienen generados por cambios de formación o ese giro era algo buscado??

El proceso compositivo fue totalmente distinto en ambos trabajos. En “Tras la marea” contábamos con una bolsa con veintipico temas de la que cogimos los 10 que más nos convencían. Nuestro objetivo era juntarnos con un puñado de buenas canciones y salir a la carretera. Además, fue un proceso compositivo muy largo en el que fuimos evolucionando bastante musicalmente, más si le sumamos la entrada en el grupo de Guillermo al bajo. Los últimos temas de “Tras la marea” ya tenían más desarrollo y profundidad y, con eso en mente, afrontamos este nuevo disco.

En “La espera”, desde el primero momento teníamos claras las canciones y qué queríamos conseguir. No es algo que nos hayamos encontrado una vez que el disco estaba grabado. Buscábamos algo mucho más intimista y personal y creemos que lo hemos conseguido.

  • El estilo de “La Espera” lo veo cercano a bandas como Viva Belgrado, y cito a los cordobeses porque con su último disco veo un acercamiento a otro tipo de público, creéis que es posible con estilos como el screamo??? Con bandas como vosotros siempre me asalta la duda: buscáis situaros dentro de una escena exclusivamente o queréis llegar a públicos más amplios??

Justo Viva Belgrado es una gran influencia. Además de lo musical es una banda que por el recorrido y filosofía que tienen siempre han sido para nosotros todo un referente.

Efectivamente, como dices, con este trabajo hemos querido abrir el abanico de posibles oyentes. Tampoco nos gusta mucho encasillarnos en una determinada escena y, por eso, cuando nos preguntan por el estilo de la banda vamos a algo muy generalista: rock alternativo. Con este disco nos han llegado a decir que tiene incluso toques indies. Queremos que nuestra música llegue, la pregunta sobre a qué público concreto es secundaria.

  • Creéis que hay cierto hermetismo en las escenas?? quizás el temor a perder autenticidad o venderse, o esto ya está superado???

Por desgracia hay mucha más cerrazón de la que se cree a primera vista. Aunque es cierto que el mainstream se ha abierto a muchos más estilos y ahora es mucho más diverso, los gustos de la gente siguen estando muy encajonados y la actualidad musical la siguen marcando los medios.

Eso, al final, termina calando en las bandas, las cuales intentan agarrarse a un género concreto para atraer a todo el público de ahí. Van intentando hacer conquistas singulares, perdiendo de vista la pluralidad del término música.

  • Habladme un poco sobre la elección/selección de los sellos para la co-edición de “LA ESPERA”

Primero hicimos una selección basándonos en lo musical. Queríamos que nuestro disco pudiera enriquecer el catálogo de la gente con la que trabajáramos al igual que el sello nos aportara a nosotros un distintivo de calidad. No podemos estar más contentos con la selección de sellos. Todos ellos cuentan con un catálogo excelente y un equipo detrás que es igual de maravilloso.

  • Cómo ha afectado la pandemia a una banda como Delphos??? Supongo que el impacto es diferente en las distintas escenas (me explico… no es lo mismo que afecte a bandas como Vetusta Morla como a Delphos)

Es una situación que ha afectado a todas las bandas de abajo. Es decir, usando el nombre que has dado, Vetusta Morla tiene el capital suficiente como para dar 10 fechas seguidas en un teatro con el 50% del aforo. Van a llenar todos esos días y van a poder alquilar el espacio. Eso en bandas de nuestro rollo es algo impensable. Son tiempos bastante complicados desde el mismo punto que, dependiendo de las restricciones, casi ni se puede ensayar.

Se necesita hacer una llamada al consumo de música en los hogares. A que la gente no pierda de vista que lo importante era la música y que esas bandas pequeñas que ya no pueden salir a un escenario sigan teniendo visibilidad dentro de las casas. Es difícil, pero hay maneras de seguir dando guerra.

  • SOLOFOLAR es un medio pequeño y absolutamente independiente, pensáis que en este tipo de prensa independiente y alternativa (como en la más conocida y mayoritaria) se abusa del corta y pega y se pierde la esencia personal???

Vivimos en un mundo en el que casi todos los que nos dedicamos a esto es de un modo secundario, ya sea bandas, fotógrafos o medios. Entendemos que no todo el mundo tiene el tiempo y la disposición para currarse una entrevista 100% personalizada pero aun así quiere aportar su granito de arena a la escena.

Nosotros preferimos un trabajo personalizado como este, o como las colaboraciones que hemos tenido con medios como Miradalternativa, sobre todo porque consigue respuestas más frescas y un reportaje que al hipotético lector le parezca más interesante de leer.

Nosotros, a la hora de escribir a un medio, lo que buscamos es que tenga una marcada personalidad. Al final es lo más importante. Todo lo que engloba al grupo no deja de ser crearse una marca y los medios con los que decides colaborar es una más de las facetas.

  • Para finalizar y volviendo a la crisis en la estamos sumidos y al ninguneo del sector cultural, creéis que se sacará algo positivo de toda esta situación???

Nos da mucha pena ver que las cosas no se están haciendo bien. Es decir, vivimos un periodo de parón del que se podrían extraer muchas conclusiones sobre cómo se llevaba este negocio y qué se hizo mal (ya no solo por parte de las instituciones) para que a día de hoy sea más rentable tener tu sala cerrada que abrirla para poco público y así reactivar la escena musical en tu ciudad. O mucho nos equivocamos, o lo que quieren ciertos sectores es mantener el monopolio que tenían antes de la pandemia. Creemos que es una pena, pero no podemos hacer nada.

  • Si todo se resetease y partiésemos de cero tras esta debacle, qué cambiaríais en el negocio musical?

Sin duda, la situación de control asfixiante del negocio musical en vivo que tienen muchas salas en determinadas ciudades. Han perdido su esencia y son meros espacios que buscan un alquiler y salir del paso.

Tenemos que volver a un mundillo donde cada sala tenga su personalidad, su estilo, su programación y su público fiel. Para ello, nos toca a todos arrimar el hombro.


COMPARTE

Siguiente Entrada

Anterior Entrada

Dejar una respuesta

© 2021

Tema de Anders Norén

Scroll Up
A %d blogueros les gusta esto: